[ANÁLISIS] FORZA MOTORSPORT III

forza-3-logo

Tras más de un año jugándolo, la semana pasada por fin completé casi al 100% Forza Motorsport III. Digo casi al 100% porque no he conseguido todos los coches evidentemente pero si he completado todos los eventos así como las temporadas. Me ha llevado mucho tiempo, más del que querría la verdad, pero es que en esta generación me he saturado muchísimo con los juegos de coches (WRC 1 y 2, Shift 1 y 2, Gran Turismo 5, F1 Championship Edition, 2010 y 2011, Forza II, TDU, Forza Horizon, Hot Pursuit…) y eso ha hecho que Forza III me durase más de lo esperado. Un total de 37 horas he tardado en conseguir lo que me había propuesto: quedar primero en todos los eventos y pasarme todas las temporadas.

¿Qué decir de Forza III? Probablemente estemos ante el “simulador” de consolas más innovador de la 7ª generación. Forza III ha marcado unas pautas, un antes y un después en el género de conducción dentro de consola. Podríamos decir que ante la ausencia de un Gran Turismo la mayor parte del tiempo, los chicos de Turn10 han tenido vía libre. No quiero entrar en las comparaciones tan pronto pero a veces son inevitables y más con dos rivales tan directos.

2hwid7q

Forza Motorsport III tiene un catálogo de vehículos impresionante, cada uno con su comportamiento, con sus detalles y susceptibles de modificaciones. Quizá no tenga un catálogo tan amplio como su principal rival pero sí que tiene un catálogo más trabajado, sin hacer ports de anteriores generaciones, ni siquiera de Forza 2. También encontramos unos circuitos extremadamente detallados con unas pruebas bastante interesantes que, en ocasiones (pocas, eso sí), van más allá que limitarse a dar “x” vueltas a un circuito. Estas nuevas pruebas con tramos son un soplo de aire fresco en el género de conducción en videoconsola de sobremesa. En resumidas cuentas, el apartado técnico, en general, es soberbio y hasta ahora solo superado (mínimamente) por Forza Motorsport 4.

65wd2t

Los principales fallos que le encuentro a Forza Motorsport III son básicamente cuatro:

  1. El “modo historia” o el modo progresión: el juego gira en torno a este modo, en el que vamos evolucionando poco a poco, ganando niveles como conductor, mejorando y adquiriendo coches, participando en nuevos eventos… este modo no es que sea anodino, es que es sumamente impersonal. No tendremos en ningún momento la sensación de progresión (no más allá de conducir coches más potentes durante recorridos más largos) y se basa en alternar pruebas cada vez más difíciles con eventos aleatorios que pueden llegar a aburrirnos. En este aspecto Gran Turismo es más ameno, hace que el jugador si sienta que va progresando en el juego, además de contar con una comunidad online mejor organizada y una progresión dentro de esta que invita a seguir jugando al título. En Forza III, una vez acabas todas las temporadas no hay muchas más razones para seguir jugando al título.
  2. Los reglajes: me parecen mucho muy básicos tanto los reglajes como las mejores del vehículo, una vez más si lo comparamos con su eterno rival (nunca mejor dicho) Gran Turismo 5. En Forza III los reglajes son mucho más básicos, más sencillos y no puedes reglar el coche tanto como nos gustaría. Esto hace que muchas veces los coches se mantengan bastante impersonales ya que no podremos adaptar nuestro coche de manera ideal a cada circuito.
  3. Ausencia de otros eventos, carreras nocturnas o con clima variable: en Forza III no llueve, tampoco se hace de noche o está nublado. Siempre hace un día soleado o está atardeciendo, eso por no contar que no existen pruebas más allá que en pista.
  4. No poder jugar con un volante universal: en Forza III únicamente podrás jugar con el discreto volante de X360 (según los expertos). Si tienes un GT Driving Force, un G25 o un G27 olvídate, X360 no lo reconocerá ergo Forza III tampoco. Esto le quita MUCHOS puntos a la experiencia de conducción y es algo bastante importante ya que su rival más directo si que permite el uso de volantes de todo tipo, mejorando bastante la experiencia.

1442q7a

En definitiva, Forza Motorsport III es probablemente el título más importante de conducción de toda la 7ª generación, no el mejor (casi) pero sí el más importante, el que más ha innovado y el que tiene el mejor catálogo de vehículos. Yo lo he disfrutado mucho pero ha terminado haciéndoseme pesado, más que nada por su modo principal, que como ya he comentado es muy impersonal así como la monotoneidad de las carreras. Por lo demás, un juego impresionante, a las puertas de la simulación.

NOTA: 8.7/10.

 
Anuncios

2 pensamientos en “[ANÁLISIS] FORZA MOTORSPORT III

  1. Buen post cuando compre de nuevo forza a ver si jugamos unas carreras mi gamercard es Aiirport HXC saludos y sabes encuentro toda la razón siempre me queje de la poca variedad en las pistas en esa caso proyecto PGR esta mucho mas trabajado que forza ojala en el futuro se mezclaran las sagas !!

    • Muchas gracias airportgames! En cuanto vuelva a conectar la 360 te agrego y nos echamos unas carreras. Para mi Forza en cuanto a diseño de vehículos y personalización es el auténtico rey, así como en simulación es de los mejores. El principal fallo es que se vuelve muy monótono con el tiempo, cosa que a otros juegos de conducción no les ocurre, como por ejemplo PGR.

      Un saludo!

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s